Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

27 oraciones y frases con sacerdotes

Las oraciones con sacerdotes que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar sacerdotes en una frase. Se trata de ejemplos con sacerdotes gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar sacerdotes en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • ¿Te parece que recuerda a alguna pieza que llevaban los sacerdotes romanos?

  • A diferencia de otras religiones, en la romana había distintos tipos de sacerdotes, y cada uno estaba especializado en unas ceremonias concretas.

  • Al llegar al oasis de Amón, los sacerdotes le confirmaron su origen divino.

  • El público no podía entrar; solo podían hacerlo los sacerdotes y las vestales.

  • En época de Claudio formaban un colegio de quince sacerdotes.

  • En Israel, los hombres elegidos por Dios (los reyes, los sacerdotes y los profetas) eran ungidos con aceite como signo de bendición divina.

  • En juego están su vida, la de su familia y la del resto de los sacerdotes encerrados en el campo de concentración.

  • En la primera fila se sentaban los sacerdotes y los magistrados, así como los atenienses y los extranjeros.

  • Entonces ofrecía un sacrificio al dios, con una ceremonia presidida por dos sacerdotes y sus ayudantes.

  • Entre los diversos tipos de sacerdotes destacan los pontífices, los augures, los arúspices, las vestales, los flámines, los feciales y los salios.

  • Entre los egipcios, los sacerdotes tenían unas letras y el pueblo, otras; las sacerdotales eran las sagradas y las del pueblo, las vulgares.

  • Entre los sacerdotes destacan: Estos sacerdotes se encargaban de una sola divinidad.

  • Estos sacerdotes se implantaron para consultar los auspicios.

  • La importancia de la agricultura, la rigidez social y el despotismo de reyes y sacerdotes explican que la arquitectura de Mesopotamia presente muchas semejanzas con la egipcia, como su monumentalidad o su carácter geométrico y repetitivo.

  • La mayoría de sacerdotes llevaban una vestimenta concreta y algunos llevaban un sombrero particular, el ápex, de forma cónica y con una rama de olivo encima.

  • La palabra templo originariamente designaba la parte imaginaria del cielo que los augures, un tipo de sacerdotes, delimitaban con un bastón para observar el vuelo de los pájaros e interpretar, en función de cómo volaban, la voluntad de los dioses.

  • La Pitia era escogida con mucho cuidado por los sacerdotes de Delfos, que también se encargaban de la interpretación o la redacción de sus oráculos.

  • Los funcionarios municipales de Barcino eran: los duunviros quinquenales, elegidos para realizar el censo de los ciudadanos y de su patrimonio; los cuestores, que administraban las finanzas municipales, y los sacerdotes, encargados del culto ordinario ( pontífices, augures ) o del culto imperial ( seviri augustales ).

  • Los grupos fueron adquiriendo una complejidad creciente y la división social del trabajo (jefes, sacerdotes, guerreros, agricultores, pastores) originó diferencias de riqueza y de poder entre sus miembros.

  • Los sacerdotes examinaban sus entrañas: si causaban buena impresión, se quemaban en el altar; si no, había que iniciar de nuevo el sacrificio con otra víctima, pues se entendía que la primera no agradaba a los dioses.

  • Los sacerdotes y todas las corporaciones de la ciudad formaban un templo de Atenea, se sacrificaban cuatro bueyes y cuatro corderos.

  • Para evitar pérdida de vidas españolas en África, asesinan indefensos sacerdotes, agitan la tea incendiaria, provocan represiones sangrientas, comprometen más y más las vidas de nuestros soldados de Melilla, dificultando al Gobierno el envío de refuerzos con la necesidad de combatir aquí a los forajidos, cuya sola existencia deshonra a España y ayuda a los rifeños en la tarea de matar españoles.

  • Para ello se organizaba un culto dirigido por sacerdotes, con plegarias y sacrificios.

  • Queriéndome rodear de una gran consideración de los magistrados y sacerdotes, he aumentado sus privilegios; igualmente el Senado ha ordenado que en todos los templos se puedan enviar deseos para mí a la divinidad.

  • Se hacía una procesión que encabezaban los sacerdotes, seguidos de los atletas, los aurigas, los entrenadores y los representantes de las ciudades griegas.

  • Tenía como sacerdotes a los cabiros, los curetes, los dáctilos y los galli .

  • Una vez acabada la ceremonia, la carne del animal se repartía entre los sacerdotes, la persona que ofrecía el sacrificio y el público que asistía al acto.