Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

22 oraciones y frases con sabios

Las oraciones con sabios que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar sabios en una frase. Se trata de ejemplos con sabios gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar sabios en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • Aristóteles, al igual que Sócrates o Platón, los consideró falsos sabios.

  • Arquímedes es uno de los grandes sabios de la Antigüedad.

  • Consideró que los so fi stas eran sabios en apariencia, al contrario que los auténticos fi lósofos, que son amantes de la verdad.

  • De inmediato, ambos sabios se extraviaron en una de sus habituales discusiones científicas, que para el profano eran tan comprensibles como el chino.

  • El historiador Heródoto (siglo a. C.) cuenta que Creso, último rey de Lidia, preguntó a Solón —uno de los siete sabios de Grecia— si había encontrado alguna vez a un hombre que fuera completamente feliz.

  • El logro más característico del saber medieval es haber integrado, dentro de una visión cristiana del mundo, las aportaciones filosóficas y científicas de los griegos junto con la contribución de los sabios judíos y árabes.

  • En efecto, la fi losofía surge en Grecia cuando los sabios abandonan esas respuestas mitológicas e intentan utilizar la razón humana para explicar los fenómenos de la naturaleza.

  • En el siglo siguiente, debido a las invasiones de los persas, muchos hombres sabios, como Pitágoras, se desplazaron hacia el sur de Italia y Sicilia, donde continuaron cultivando la fi losofía.

  • En el siglo V a. C., los sabios de la antigua Grecia ya se preguntaban: ¿la materia es continua o discontinua?

  • Esto permitió que algunos sabios disfrutaran de un nivel de vida su fi ciente como para dedicarse a la ciencia y la sabiduría.

  • Estos sabios supieron hallar en las matemáticas una poderosa arma que unieron a la observación rigurosa de los fenómenos, lo que dio a la ciencia el método resolutivo-compositivo que tantos frutos ha proporcionado.

  • Fragmento de Disputaciones metafísicas Las escuelas clásicas Los sabios bizantinos que huían de la amenaza de los turcos promovieron las escuelas clásicas en el Renacimiento.

  • Lo explicó con un ejemplo: «Todos los hombres son mortales, todos los sabios son hombres, luego todos los sabios son mortales».

  • Los más sabios políticos han preferido esta monarquía absoluta a todo otro gobierno.

  • Los sabios, a través de narraciones, transmitían los valores culturales que sustentaban a las sociedades.

  • Para él los hombres más sabios debían imponerse sobre los más ignorantes para civilizarlos, empleando la fuerza con moderación si fuera necesario.

  • Por eso, también se los denominó sabios físicos o fisiólogos Teeteto, de Platón.

  • Por su gran atractivo intelectual, la mayoría de los sabios de la época pasaron por el Museo, donde pudieron investigar y compartir sus descubrimientos con libertad.

  • Sabemos, pues, que aquellos, debiéndose a los sabios y a los ignorantes, excitan a la devoción del pueblo carnal con adornos materiales, porque no pueden con los del espíritu.

  • Sus obras más destacadas de alcance filosófico son Libro del gentil y los tres sabios, Arbol de la Ciéncia y El Libro del ascenso y el descenso del entendimiento.

  • Tales fue uno de los siete sabios de Grecia.

  • Uno de sus logros culturales fue la fundación de la ciudad de Alejandría, que acogió a los sabios y cientí fi cos más destacados del momento.