Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

21 oraciones y frases con preceptos

Las oraciones con preceptos que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar preceptos en una frase. Se trata de ejemplos con preceptos gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar preceptos en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • Además de un conjunto de dogmas y preceptos, contiene narraciones del Antiguo y del Nuevo Testamento, lo que demuestra la estrecha relación del Islam con el judaísmo y el cristianismo, religiones de los pueblos vecinos de Arabia, de las que pretende ser su culminación.

  • Aquí encuentran preceptos excelentes y relaciones en que están consignados elogios de los hombres más grandes de la Antigüedad, para que esos niños los imiten y procuren parecerse a ellos.

  • Como norma de su modo de obrar y proceder en estos órdenes de acción, se atenderá a los preceptos de la pura moral católica, conforme con lo que la propia constante Tradición ha sancionado.

  • Cuando saben leer, en lugar de preceptos de viva voz, les obligan a leer a los mejores poetas y a aprenderlos de memoria.

  • El juicio de conciencia es más concreto y determinado que los preceptos de ley natural pero, a pesar de eso, todavía no determina de un modo u otro la acción singular.

  • En esta línea, Duns Scoto fundó los preceptos morales en la voluntad libre de Dios y no en la razón divina.

  • Estas obligaciones y los demás preceptos coránicos condicionan el comportamiento individual de todo creyente y el funcionamiento de la sociedad islámica en su conjunto.

  • La obra es, por tanto, una reflexión intelectual sobre el arte, que prescinde por completo de los incuestionables preceptos renacentistas: perspectiva para representar la profundidad espacial, luz y color como instrumentos de creación de volumen, imitación fidedigna de la apariencia real.

  • Las leyes deben ajustarse a los preceptos derivados de la naturaleza humana.

  • Los preceptos primeros o comunes dependen del primer principio.

  • Los preceptos primeros, en universal, no se pueden borrar del corazón humano.

  • Los preceptos secundarios se apoyan en los preceptos comunes.

  • Precepto: mandato o instrucción que se ha de poner en práctica; las leyes se expresan mediante preceptos que se tienen que cumplir.

  • Santo Tomás señaló tres tipos de preceptos de la ley natural, entendiendo por precepto un mandato que ha de ponerse en práctica: El primer precepto o principio moral consiste en que «el bien ha de hacerse y buscarse; el mal ha de evitarse».

  • Según este autor, los actos de las virtudes coinciden con los preceptos de la ley natural, porque ambos empujan al ser humano a actuar de acuerdo con su naturaleza racional.

  • Si los hijos obedecen voluntariamente estos preceptos, los elogian, los recompensan; si no obedecen, los amenazan, los castigan y también los enderezan como los árboles que se tuercen.

  • Sin embargo, a pesar de esta doctrina común a todo el ámbito musulmán, la interpretación de los preceptos coránicos y la aplicación de la ley islámica no tuvieron el mismo rigor ni en todos los territorios ni en todas las épocas.

  • Son heterónomas, puesto que los preceptos morales que promueven no provienen de la voluntad del propio sujeto, sino de instancias ajenas a él.

  • Su contenido es un conjunto de dogmas y preceptos, junto con narraciones del Antiguo y del Nuevo Testamento, por lo que la religión islámica está fuertemente relacionada con el judaísmo y el cristianismo, religiones de los pueblos vecinos de Arabia, la cuna del Islam.

  • Sus preceptos tienen un carácter universal y necesario: obligan a todos y siempre.

  • Virtud: disposición constante del alma para las acciones que están conformes a la ley moral; hábito de obrar bien, independientemente de los preceptos de la ley, por la sola bondad de la operación.