Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

22 oraciones y frases con oscuridad

Las oraciones con oscuridad que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar oscuridad en una frase. Se trata de ejemplos con oscuridad gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar oscuridad en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • «En la comunidad, todo lo que era oscuridad comenzó a tomar color.

  • Cono de sombra o de oscuridad total.

  • Cuando observamos a simple vista la Luna o las estrellas, llega hasta la retina la luz que, procedente de estos astros, pasa a través de la pupila de nuestro ojo, que, aun en plena oscuridad, tiene una abertura de unos pocos milímetros.

  • De este modo, pueden volar en la oscuridad y detectar a sus presas.

  • El tema del Juicio Final fue muy frecuente en los tímpanos de las portadas occidentales del Románico, por razones tanto simbólicas como propagandísticas: el occidente se identifica con el ocaso y el fin del día, y por extensión con la muerte y el fin del mundo; por otra parte, la portada occidental comunica el mundo exterior, asociado a la oscuridad del pecado, con el interior del templo, que conduce al creyente hacia la cabecera oriental, por donde surge la luz de Dios.

  • El escritor Plinio el Joven explica la erupción del Vesubio de este modo: Justo había dicho eso cuando oscureció, no como en las noches sin luna o nubladas, sino con una oscuridad igual a la que se produce en lugar cerrado y sin luces.

  • En los pacientes que sufren esta enfermedad, es característica la tendencia a la fotofobia: encerrarse en cuartos oscuros, cerrar persianas, llevar gafas de sol… La tristeza se esconde en la oscuridad.

  • Frente a la oscuridad del Románico, la gran luminosidad interior del Gótico, posibilitada por las grandes vidrieras, que sustituyen a la pintura mural románica y contribuyen, al colorear la luz, a crear un ambiente irreal y sobrecogedor que sugiere la antesala del Cielo.

  • La altura de los árboles y el grosor de sus troncos excedía todo lo que yo, criado en las ciudades, hubiese podido imaginar; se disparaban hacia arriba como columnas magníficas hasta que allá, a enorme distancia sobre nuestras cabezas, podíamos distinguir borrosamente el lugar donde se abrían sus ramas laterales que se enlazaban para constituir una enorme cúpula de verdor, atravesada únicamente por un ocasional rayo de sol que trazaba una fina y deslumbrante línea de luz que bajaba por entre la majestuosa oscuridad.

  • La iluminación es tenebrista, es decir, ciertas partes o motivos son iluminados por una intensa luz focal, como la del teatro, mientras los fondos y otras zonas quedan sumidos en una profunda oscuridad; y la transición de las luces a las sombras no es gradual, sino violenta, lo que acentúa considerablemente el dramatismo de las escenas.

  • La iluminación, por tanto, era pobre y la oscuridad del ambiente invitaba al recogimiento espiritual.

  • La luz en la pintura barroca tiene un efecto teatral, sobreiluminando unas partes y sumiendo otras en la oscuridad, para destacar los elementos más importantes de la composición y aumentar la tensión dramática.

  • La vida, que aborrece la oscuridad, lucha en aquellas grandes soledades selváticas por ascender siempre hacia la luz.

  • Les estaba proyectando diaposi tivas de gérmenes distintos, cuando de repente hizo apa gar las luces de la sala y proyectó un violento haz lumino so a través de la oscuridad.

  • Lo sublime, a diferencia de lo pintoresco, nos aterroriza, sobrecoge o provoca inquietud, pero paradójicamente y contra toda razón, nos atrae con fuerza a veces irresistible, e incluso nos causa placer, como la oscuridad, la sensación de peligro, lo misterioso o lo desconocido (gigantescos precipicios, mares embravecidos, cielos amenazadores, figuras inquietantes, etc.).

  • No me interesa la oscuridad.

  • Permitió, entre otras cosas, cocer los alimentos, ver en la oscuridad, calentarse o defenderse de los depredadores.

  • Pero se trata de una iluminación irreal al servicio de la fuerza expresiva, con zonas sumidas en una profunda oscuridad que envuelven y resaltan, por contraste, las figuras y motivos principales: el pelotón de fusilamiento del fondo, las dos figuras del primer plano y los cañones de los fusiles de la derecha.

  • Si repetimos la experiencia pero en la oscuridad, la vela se apagará más rápidamente.

  • Si se mira de cerca el ojo de una persona, se puede observar que la pupila se dilata en la oscuridad y se cierra cuando la luz que incide en ella se hace más intensa.

  • Tienen la ventaja de que no se agotan, pero el inconveniente de que no pueden funcionar en condiciones de oscuridad.

  • Vuelve a diseñar la caja-nido para incorporarle una microcámara de infrarrojos con su sistema de iluminación infrarrojo, que permita observar el interior de la caja en la oscuridad.