Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

37 oraciones y frases con mosaico

Las oraciones con mosaico que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar mosaico en una frase. Se trata de ejemplos con mosaico gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar mosaico en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • A partir del esquema proporcionado en la Introducción de este manual y tomando como ejemplo el comentario sobre el «Mosaico de Teodora», analiza y comenta el de Justiniano.

  • Aunque este mosaico comparte con la pintura anterior las características de hieratismo, rigidez, esquematismo y simplificación, se aprecia el enriquecimiento, artístico y económico, experimentado por la Iglesia entre una época y otra.

  • El interior era suntuoso: el suelo solía ser de mármol o mosaico, las paredes se decoraban con frescos, se ornamentaban las vigas y todo estaba lleno de estatuillas y piezas de cerámica.

  • El mosaico de Teodora es además una obra representativa de su época por varias razones.

  • El mosaico estaba ya muy extendido en el arte griego helenístico y los romanos lo utilizaron con profusión, a veces como alternativa a la pintura, aunque lo emplearon con más frecuencia en la pavimentación que en la decoración mural.

  • El color es, junto con la luz, el elemento esencial del mosaico bizantino, ya que se dirige más a los sentidos que a la razón, buscando sumergir al espectador en un estado de admiración emocional.

  • El escenario del enfrentamiento fue Italia, un mosaico de Estados pequeños, de gran interés, que los convertía en presa codiciada por las dos grandes potencias militares del momento: la monarquía francesa y la de los Reyes Católicos.

  • El tránsito de la prohibición a la legalización del cristianismo coincide con el de la pintura al mosaico; en otras palabras: La pintura mural al fresco se desarrolló desde finales del siglo II hasta comienzos del siglo IV, esencialmente en las catacumbas, y su estilo presenta en la mayoría de los casos la tosquedad propia de artistas poco cualificados.

  • En cambio, escasean las obras de verdadero interés en escultura, pintura y mosaico, pues en la mayoría de los casos o proceden directamente de Roma o son meras copias.

  • En definitiva era un arte dirigido más a los sentidos que a la razón, pues pretendía la admiración del espectador ante la riqueza del color y los efectos de luz, en particular con el mosaico de fondo dorado, una de sus manifestaciones más genuinas.

  • En el siglo iii a.C., en vísperas de la conquista romana, la península Ibérica era un mosaico de pueblos de muy diferente nivel de desarrollo, que se pueden agrupar en dos grandes áreas: la ibérica y la celta o indoeuropea.

  • En este sentido, pintura y mosaico paleocristianos presentaban ciertos rasgos comunes con el arte tardorromano contemporáneo: El hieratismo y la rigidez de las figuras humanas.

  • En las artes figurativas (escultura, pintura y mosaico) se interesó más por la clara identificación y comprensión de los temas que por la correcta representación de las imágenes; es decir, más por el significado que por las formas.

  • Este mosaico está en relación con otro, situado enfrente, en el que se representa el cortejo del emperador Justiniano.

  • Existían varias técnicas en la labor del mosaico, pero las que ofrecían los mejores y más vistosos resultados eran dos: el opus tesellatum, o yuxtaposición de pequeñas teselas cúbicas de igual tamaño y diferentes colores; y el opus vermiculatum (de vermiculus, pequeño gusano), o disposición de minúsculas piezas, que permitían definir los detalles más pequeños o las líneas más sinuosas.

  • Importancia fundamental de la decoración, realizada en yeso o mosaico y con ausencia de imágenes, al menos en la arquitectura religiosa.

  • La estatuaria llegó prácticamente a desaparecer y el relieve se limitó a la decoración arquitectónica de capiteles y otros elementos, con motivos geométricos o vegetales, y a los trabajos de marfil o plata en relicarios, objetos litúrgicos, placas decorativas de muebles, etc. Algo parecido ocurrió con la pintura mural, a causa de la predilección bizantina por el mosaico para el revestimiento de muros.

  • La lengua Mosaico de la sinagoga de Jericó.

  • La luz real desempeña un papel de primer orden, ya que el mosaico refleja parte de la que recibe.

  • La obra analizada es el mosaico bizantino conocido como «Cortejo de la Emperatriz Teodora», situado en el ábside de San Vital de Rávena.

  • Las interacciones entre estos subsistemas producirán el mosaico climático que vemos actualmente en nuestro planeta, y los posibles cambios climáticos futuros.

  • Los temas representados abarcaban desde sencillos motivos geométricos, a veces en blanco y negro, hasta elaboradas y coloristas escenas, como el Mosaico de Alejandro, copia de una pintura griega, ya comentado en la unidad anterior.

  • Mosaico de Constantino en Santa Sofía (Constantinopla).

  • Mosaico procedente de Pompeya que representa a personajes de una comedia, con máscaras: dos mujeres consultan a una bruja.

  • Mosaico realizado con la técnica opus vermiculatum.

  • Mosaico romano que representa la leyenda del rapto de Dioniso.

  • Mosaico y pintura mural en ocasiones aparecen juntos, y en esos casos se solía reservar al primero los espacios principales y a la segunda el resto.

  • Panel de diciembre de un mosaico romano que representa los meses (El Djem, Túnez, siglo dC).

  • Por otra parte, el modelo es también aplicable en lo esencial a obras de naturaleza similar, como el grabado, el dibujo o el mosaico.

  • Representación de la luz En el mosaico se deben considerar dos tipos de luz: por un lado, la representada; y por otro, la real que incide en el mosaico y es reflejada por él.

  • Representación del espacio tridimensional Este mosaico, como todos los bizantinos, carece de profundidad espacial.

  • Si los mosaicos de tema religioso se sirven del color para infundir emociones de carácter espiritual, exaltando la grandeza de la Iglesia y su doctrina, este mosaico de tema solo parcialmente profano pretende con esa riqueza cromática infundir veneración y respeto ante la grandiosidad del poder político y la majestad de sus gobernantes.

  • Si se prescinde de los extremos del mosaico (la puerta y la fuente de la izquierda, y las cinco doncellas de la derecha), el grupo principal presenta una composición simétrica, con la figura dominante de la emperatriz Teodora como eje central.

  • Sin embargo, sus obras han desaparecido y solo podemos conocer sus características por la cerámica y las copias romanas al fresco o en mosaico.

  • Sus características formales son similares a las señaladas para la pintura y el mosaico, y en cuanto a los temas, abundaban los pasajes del Antiguo y el Nuevo Testamento, en especial los relacionados con la salvación y la resurrección.

  • Tiene que quedarte aproximadamente así: A continuación, selecciónalo todo, ve al menú Formato → Formato condicional y configura las condiciones así: Comprueba que obtienes un mosaico de colores aleatorios.

  • Visita el apartado «Obras singulares» de la página web del Museo Arqueológico de Sevilla y busca información sobre estos objetos, para elaborar un pequeño dossier: mosaico del triunfo de Baco; senadoconsulto de Cneo Pisón; lex Irnitana ; Trajano; cabeza colosal de Augusto; ara báquica del Teatro de Itálica.