Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

23 oraciones y frases con caracterizó

Las oraciones con caracterizó que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar caracterizó en una frase. Se trata de ejemplos con caracterizó gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar caracterizó en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • Así, en Al Ándalus, el periodo del califato de Córdoba y de los primeros reinos de taifas se caracterizó por la tolerancia religiosa e intelectual, que fi nalizó con el rigorismo de los almorávides y los almohades.

  • Beck caracterizó las sociedades contemporáneas como sociedades del riesgo, consecuencia de los avances del último tercio del siglo XX .

  • Como consecuencia lógica de esta mentalidad, un rasgo que caracterizó a la mujer, griega o romana y de cualquier sondición social, fue la exclusión de la vida política: ni podía escoger ni ser escogida para cargos políticos, ni tampoco tenía derecho de voto en asamblea alguna.

  • Como este, se caracterizó por el clasicismo de las formas y la contención en las expresiones, que le llevaron a una simplificación aún más cercana al Renacimiento.

  • Conclusiones generales Un análisis global de la guerra desde el punto de vista militar permite extraer las siguientes conclusiones: a El ejército sublevado se caracterizó por su disciplina y la alta cuali fi cación de sus mandos, todos ellos militares profesionales.

  • Desde entonces se decantó hacia un realismo de carácter social, que caracterizó toda su faceta de escultor.

  • El siglo XVI se caracterizó por ser un período de grandes transformaciones.

  • En consecuencia, la arquitectura de la primera mitad del siglo no supuso una verdadera ruptura con la del último tercio del siglo anterior y, a diferencia de lo que ocurría en otras partes de Europa, el primer barroco español se caracterizó por las líneas sobrias, los muros planos y la decoración austera.

  • En cualquier caso, éstos fueron los factores que explican el origen del renovado interés por la Antigüedad que caracterizó al Neoclasicismo: El culto a la razón del pensamiento ilustrado, que necesariamente debía identificarse con un arte como el grecorromano, para el que la belleza era orden, proporción y armonía, todos ellos atributos de la razón.

  • Este aumento de la riqueza estuvo en la base de la fiebre constructiva que caracterizó al Románico.

  • Este cambio climático señala el comienzo del mesolítico, también denominado epipaleolítico, período de transición al neolítico que se caracterizó por la pervivencia de la economía de caza y recolección, pero en un escenario de creciente presión demográ fi ca : al desaparecer los grandes herbívoros de clima frío, salvo en las zonas montañosas, la forma de vida cazadora resultaba cada vez más difícil para una población en aumento.

  • Este carácter electivo explica en gran medida su debilidad y la inestabilidad política que caracterizó a todo el periodo, pues propiciaba las ambiciones de los candidatos al trono, las rivali- dades por la sucesión e incluso las guerras entre bandos nobiliarios (de treinta y cuatro reyes visigodos, diez fueron asesinados; siete, destronados; y muchos accedieron al trono valiéndose de la traición o la rebelión).

  • La organización de los jesuitas se caracterizó por su estructura militar y su sentido de la disciplina.

  • La represión posterior se caracterizó no solo por su dureza, sino también por su arbitrariedad.

  • La arquitectura cisterciense, por tanto, se caracterizó, al menos en sus comienzos (siglos y ), por la carencia absoluta de elementos decorativos, pero también por la incorporación de los adelantos técnicos de su época, en especial el arco apuntado y la bóveda de crucería, elementos básicos igualmente del arte gótico.

  • La estructura resultante de la aplicación de este sistema se caracterizó por el predominio de la propiedad mediana libre y la abundancia de tierras comunales .

  • Las dos grandes figuras de esta etapa fueron Alonso Berruguete y Juan de Juni, ambos de la escuela de Valladolid, que se caracterizó por su capacidad para adaptar a la religiosidad hispana el lenguaje manierista.

  • Se caracterizó por la posesión comunal de la tierra y por un trabajo cooperativo entre los individuos.

  • Se caracterizó por permitir una continua comunicación de profesores y alumnos, puesto que contaban con la ventaja de servirse de una lengua común: el latín.

  • Se caracterizó por su originalidad y por su pensamiento independiente.

  • Sin embargo, se caracterizó, como en toda su obra, por su forma mesurada de representar a estos personajes, lejos del naturalismo barroco, evitando resaltar sus defectos y dotándolos de una gran humanidad.

  • Su obra, muy in fl uida por el pintor italiano Caravaggio, se caracterizó por un acentuado naturalismo, con la utilización de modelos vulgares, como en San Andrés, el Martirio de San Felipe o el Sueño de Jacob (todas ellas en el Museo del Prado de Madrid).

  • Ya Aristóteles caracterizó los hábitos como disposiciones permanentes que hacen posible que la persona actúe de un modo determinado y que se adquieren por la repetición de actos.