Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

13 oraciones y frases con auténticos

Las oraciones con auténticos que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar auténticos en una frase. Se trata de ejemplos con auténticos gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar auténticos en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • Arte y oración «Hay expresiones artísticas que son auténticos caminos hacia Dios, la Belleza suprema; más aún, son una ayuda para crecer en la relación con él, en la oración.

  • Consideró que los so fi stas eran sabios en apariencia, al contrario que los auténticos fi lósofos, que son amantes de la verdad.

  • Debido a ello no pareció correcto considerarlos auténticos animales.

  • En la escuela, la mediación permite encontrar soluciones a los auténticos protagonistas, a las partes implicadas en el conflicto.

  • Hay auténticos expertos en construcciones con palillos.

  • Las sustancias sólidas amorfas que se encuentran en la naturaleza, como la bauxita, la limonita y la obsidiana, no son consideradas auténticos minerales, sino mineraloides (falsos minerales).

  • Los hábitos que facilitan la elección de auténticos valores son las virtudes.

  • Muchos idearon auténticos disparates, y así surgió en la literatura del siglo xvii la fi gura satírica del arbitrista, personaje ridículo y caricaturesco, convertido en objeto de burla por parte de autores como Cervantes o Quevedo.

  • No se los considera auténticos seres vivos sino simplemente materia viva.

  • No se los considera auténticos seres vivos, sino simplemente materia viva.

  • Pero, tras la muerte de Marx, los que se consideraron s sus seguidores se vieron envueltos en varias polémicas, en las que unos y otros se arrogaban ser los auténticos intérpretes del pensamiento marxista.

  • Por eso, algunos científicos, como L. Margulis, afirman que las bacterias son los auténticos habitantes de la Tierra.

  • Son figuras robustas y voluminosas, de gran fuerza expresiva y acentuado realismo, hasta el punto de que parecen auténticos retratos, cada uno con sus rasgos individuales bien caracterizados.