Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

17 oraciones y frases con auge

Las oraciones con auge que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar auge en una frase. Se trata de ejemplos con auge gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar auge en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • Al mismo tiempo, el auge de las ciencias empíricas hizo posible la difusión de una actitud positivista que relegó a la metafísica y redujo la realidad a los hechos sensibles.

  • Durante esa época, también fue determinante la evolución cientí fi ca y el auge de las ciencias naturales, que sirvieron para mejorar la calidad de vida a través de su aplicación técnica y cuya difusión explica la rapidez con la que se impuso la industrialización.

  • El auge de la burguesía y, en especial, el empobrecimiento del pueblo llano, preparó la Revolución francesa a fi nales del siglo xviii y, con ella, la desaparición de las monarquías absolutas.

  • El auge de los dispositivos móviles está revolucionando la comunicación, permitiendo eliminar las costosas infraestructuras de cableado para poder conectarse, debido a la incorporación de unas antenas que son capaces de permitir la comunicación entre dispositivos sin cables.

  • El auge del Imperio en el siglo Exploración, conquista y colonización de América Las grandes expediciones y conquistas Carlos I pretendía culminar el proyecto inicial de Colón de establecer una ruta por occidente hasta Asia, la tierra de la seda y las especias, lo que exigía encontrar un paso entre el océano Atlántico y el Pací fi co.

  • El auge del Imperio en el siglo La guerra contra los rebeldes holandeses se convirtió en uno de los mayores problemas de la monarquía y absorbió numerosos recursos militares y fi nancieros.

  • El auge del Imperio en el siglo La pintura La pintura renacentista española careció en general de la calidad y originalidad de la arquitectura o la escultura.

  • El auge del Imperio en el siglo La política interior: absolutismo y ortodoxia católica Los dominios de Felipe II.

  • El auge del Imperio en el siglo Los avances de la ciencia y el pensamiento El siglo xvi experimentó también un espectacular desarrollo cientí fi co e intelectual, en especial en aquellas disciplinas que más se vieron afectadas por el descubrimiento del Nuevo Mundo: a En las ciencias, el conocimiento de nuevas tierras y especies impulsó el avance de la geografía, la botánica, la química, la farmacología y las ciencias naturales en general.

  • El auge y la resolución que ha alcanzado la fotografía espacial desde satélites no debe hacer olvidar la gran cantidad de aplicaciones que fun cionan a partir de equipos instalados en globos aerostáticos y dirigibles, planeadores, aviones a motor y helicópteros tanto si se trata de vuelos tripulados como si no, y tanto en aparatos cautivos como de vuelo libre.

  • Este es un gran avance de la era digital, que, aunque se inició hacia los años cuarenta, ahora está en pleno auge.

  • Este protocolo interpreta el lenguaje html, que ha sido el que realmente ha dado auge a Internet.

  • Gran depresión económica Auge del totalitarismo.

  • Hay que destacar también el auge de la Revolución Industrial y el rápido crecimiento de algunas ciudades.

  • Sin embargo, los aspectos más destacables de la evolución demográ fi ca y económica de España en el primer tercio del siglo xx fueron los siguientes: a El auge económico experimentado durante la Primera Guerra Mundial y la crisis de la posguerra.

  • Una de las manifestaciones más evidentes de este cambio fue el auge de publicaciones marxistas o sobre el marxismo –la fi losofía más odiada y perseguida por el régimen franquista–, que abarcaban todas las disciplinas: historia, economía, sociología, teoría política, fi losofía, moral, psicoanálisis, etc. Al mismo tiempo, el realismo social entraba en crisis y la literatura se adentraba en las corrientes europeas contemporáneas o en la búsqueda de nuevas formas de expresión .

  • Una vez concluida la contienda, su pensamiento se ignoró en España por no contar con apoyos políticos, pero, sobre todo, porque, a partir de los años sesenta, las corrientes fi losó fi cas que estaban en auge en las Universidades españolas eran el neopositivismo y el marxismo, totalmente ajenas a la fi losofía orteguiana.