Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una buena experiencia de usuario. Más info

  • Español ES

24 oraciones y frases con anticuerpos

Las oraciones con anticuerpos que te presentamos a continuación te ayudarán a entender cómo debes usar anticuerpos en una frase. Se trata de ejemplos con anticuerpos gramaticalmente correctos que fueron redactados por expertos. Para saber cómo usar anticuerpos en una frase, lee los ejemplos que te sugerimos e intenta crear una oración.
  • ¿Por qué en el segundo contagio los anticuerpos aparecen más rápidamente?

  • Activa Cuando el propio cuerpo forma los anticuerpos.

  • Activa Se produce cuando es el propio cuerpo el que forma los anticuerpos.

  • Además, el sistema linfático efectúa el transporte de las grasas absorbidas en el intestino delgado y transporta y almacena los linfocitos, que son las células que producen los anticuerpos.

  • Al curarnos de una enfermedad infecciosa, el sistema inmunitario almacena la información precisa para fabricar anticuerpos.

  • Artificial Es la que se adquiere tras una infección provocada artificialmente o mediante anticuerpos obtenidos de otro ser vivo.

  • Consiste en dar al enfermo suero sanguíneo procedente de un animal que ha sido infectado por el mismo tipo de microbio y que por ello contiene anticuerpos contra dicho microbio.

  • Cuando un organismo recibe un trasplante, su sistema inmunitario analiza las moléculas del órgano recibido y, si las reconoce como extrañas, genera anticuerpos contra ellas.

  • Esta consiste en introducir en nuestro cuerpo gérmenes debilitados o muertos, que inducirán la formación de anticuerpos.

  • Existen ya plantas transgénicas que producen anticuerpos animales, interferón e incluso moléculas que sirven para fabricar plásticos.

  • Inmunidad específica Se activa cuando los linfocitos reconocen un microbio o una sustancia extraña y producen anticuerpos específicos para eliminarlos o neutralizar sus efectos.

  • La función de los linfocitos es generar anticuerpos específicos frente a cualquier sustancia extraña.

  • La primera secreción láctea de la madre (el calostro) es especialmente rica en anticuerpos.

  • Las vacunas son preparados que contienen gérmenes muertos o debilitados; así provocan la formación de anticuerpos sin que se corra el riesgo de sufrir la enfermedad.

  • Los sueros son preparados que contienen anticuerpos específicos contra un determinado antígeno.

  • No tiene células sanguíneas, pero sí contiene anticuerpos que el organismo fabrica para luchar contra las infecciones.

  • Para ello se introduce sangre de un individuo de una especie en otro de una especie distinta, con el fin de que este último fabrique anticuerpos específicos contra las moléculas (antígenos) de la sangre recibida.

  • Pasiva Actúa cuando los anticuerpos se forman fuera del cuerpo.

  • Posteriormente, si esta sangre cargada de anticuerpos se pone en contacto con sangre de la especie donante, se produce un elevado grado de aglutinación; si se pone en contacto con una especie parecida a la donante, el grado de aglutinación es menor; y si se pone en contacto con la sangre de una especie muy diferente, el grado de aglutinación es muy bajo.

  • Se inyectó sangre humana a un conejo para que produjera anticuerpos, denominados aglutininas antihumanas.

  • Si estas moléculas están en la superficie de microbios, los anticuerpos actúan El pus que se forma en una herida infectada está constituido por los que han muerto en la lucha.

  • Sin embargo, actualmente la palabra biotecnología se asocia a procesos en los que se utilizan microorganismos con fines terapéuticos o industriales, como sucede con la fabricación de hormonas, antibióticos, anticuerpos, etc. Fecundación in vitro.

  • Un antisuero es un suero purificado que procede de una persona o de un animal que ha reaccionado ante una infección o sustancia tóxica determinada, elaborando anticuerpos contra ella.

  • Una vez purificada, puede inyectarse en el paciente para que su organismo reaccione y elabore anticuerpos contra ella y, por lo tanto, contra la bacteria o el virus de la que procede.